El Mundo

Suman 77 migrantes muertos en las costas de Siria


Al menos 77 migrantes murieron tras hundirse el barco en el que viajaban frente a las costas de Siria, indicó este viernes el ministro de Salud sirio, en el naufragio más mortífero de los últimos años para Líbano, de donde había zarpado la embarcación.

Líbano se está convirtiendo cada vez más en punto de partida de embarcaciones ilegales desde que en 2019 surgió una grave crisis económica y financiera en el país, tras décadas de mala gestión y corrupción de la clase dirigente.

Según la televisión siria, unas 150 personas, principalmente libaneses y sirios, iban a bordo del pequeño barco, que naufragó el jueves frente a las costas de la ciudad portuaria de Tartús, en el oeste de Siria.

"Setenta y siete personas fallecieron", declaró a la televisión siria el ministro de Salud, Hassan Al Ghubach, desde el hospital Al-Basel, en Tartús, donde 20 supervivientes están ingresados.

Entre los rescatados hay cinco libaneses, había precisado antes a la AFP el ministro libanés de Transporte, Ali Hamie.

Refugiados palestinos del campo de Nahr el-bared, en el norte de Líbano, también figuran entre las víctimas, según responsables de las instalaciones.

Las autoridades continuaban con las tareas de búsqueda para encontrar posibles supervivientes.

"Estamos frente a una de nuestras operaciones de rescate más grandes", declaró de su lado a la AFP un responsable del ministerio sirio de Transporte, Sleiman Khalil.

"Cubrimos una amplia zona que se extiende a toda la costa siria", agregó.

Según el ministro sirio de Salud, la Marina rusa participó en las operaciones de rescate.