El País

Manejarán militares fideicomisos en la operación de aduanas


El gobierno federal otorgó mayores facultades a las secretarías de Defensa Nacional (Sedena) y Marina-Armada de México (Semar) para el manejo de las aduanas del país, al modificar el Reglamento Interior de la Agencia Nacional de Aduanas de México que ahora autoriza a las dos instituciones a operar los “fideicomisos públicos sin estructura” ya establecidos o que lleguen a constituirse” en esos puntos de revisión fiscal.

Asimismo, se precisa que la Sedena tiene facultades para “llevar a cabo los actos administrativos necesarios para la transferencia de los recursos humanos, materiales y financieros necesarios para la creación de la plaza de la persona titular de la Dirección General de Procesamiento Electrónico de Datos Aduaneros”.

Las modificaciones al reglamento incluyen que Semar y Sedena podrán “con el objeto de que, con cargo a los patrimonios de los fideicomisos constituidos o que lleguen a constituirse, las dependencias mencionadas realicen los pagos, directamente o a través de terceros, correspondientes a los servicios u obra pública contratados por dichas dependencias, que guarden relación con las aduanas que coordinan, incluyendo los gastos necesarios para su proyección, realización, ejecución, comunicación, modernización y, en su caso, mantenimiento”.

Lo anterior consta en el Diario Oficial de la Federación, en el que se da a conocer que mañana entrará en en vigor el decreto por el cual se reforman, adicionan y derogan diversas disposiciones del Reglamento Interior de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público y del Reglamento Interior del Servicio de Administración Tributaria, y por el que se expide el Reglamento Interior de la Agencia Nacional de Aduanas de México.

Estos cambios se unen a las reformas realizadas a los mismos ordenamientos que se publicaron en el Diario Oficial de la Federación el 21 de diciembre de 2021.

En la publicación se precisa que la transferencia de los recursos humanos, materiales y administrativos a la Sedena deberán “realizarse mediante movimientos compensados conforme a las disposiciones jurídicas aplicables, por lo que las erogaciones que se generen con motivo de la entrada en vigor del presente Decreto se realizarán con cargo al presupuesto autorizado a los ejecutores de gasto correspondientes y no se autorizarán recursos adicionales”.

Funcionarios federales explicaron que de esta manera se concede a la Sedena llevar a cabo la instrumentación y autorización de “proyectos de tecnología de control de inspección no intrusiva en el reconocimiento aduanero o en la verificación de mercancía en transporte al interior de la Aduana, así como las acciones que de estos proyectos deriven, considerando los servicios de soporte y mantenimiento especializado que coadyuven en la operación aduanera”, como lo establece la reforma que entrará en vigor mañana.

Además, explicaron las fuentes consultadas, la institución castrense tendrá bajo su mando “diseñar, organizar e instrumentar los programas de capacitación de los servidores públicos que coadyuven al adecuado desempeño de sus funciones y a su promoción y ascenso, así como elaborar y aplicar las políticas, normas y programas de becas para dichos servidores, y celebrar contratos con los becarios, excepto en lo relativo al diseño, organización e instrumentación de los programas de capacitación de los servidores públicos que brinda el Centro de Formación Aduanera”.