Voz en Red | Nuestra Noticia es Chihuahua

El Mundo

Duelo e ira en aniversario del incendio de Torre Grenfell

 



La indignación y la sed de justicia se mezclan con el dolor en el primer aniversario del incendio de la Torre Grenfell de viviendas sociales de Londres, el peor del país desde la Segunda Guerra Mundial.

En un barrio del oeste de la capital británica todavía traumatizado por el desastre que se llevó 71 vidas la noche del 13 al 14 de junio de 2017, muchos expresaban su frustración con los políticos y los bomberos.

"No entiendo por qué como país no armamos un escándalo, por qué no le decimos al gobierno lo que debe cambiar ya", dijo Tasha Brade, una vecina y miembro de la campaña Justice4Grenfell ("Justicia para Grenfell"), que apoya a los supervivientes y a familias de las víctimas.

Tampoco se explican por qué no ha habido todavía detenciones como resultado de la investigación, ni por qué no se ha prohibido el revestimiento exterior que contribuyó a la rápida propagación del fuego.

Además, siguen sin entender por qué los bomberos que acudieron a sofocar las llamas pidieron a los inquilinos del rascacielos que no se movieran de sus casas y no levantaron la consigna hasta al cabo de dos horas.

La lenta reubicación de los afectados también causa perplejidad, porque 43 de las 203 familias afectadas siguen viviendo en hoteles.

"Los afectados no recibieron los servicios que necesitaban", sentenció Vassiliki Stavrou-Lorraine, una mujer que lleva 34 viviendo en el rascacielos que se levanta frente a la Torre Grenfell, afirmando que la gente sufre "depresión y estrés postraumático".


TWITTER

FACEBOOK