El País

Intentan identificar el cuerpo de un niño hallado en Tláhuac

 



El cadáver de un niño de entre tres años y medio y cinco, se encuentra en calidad de desconocido en las instalaciones del Instituto Nacional de Ciencias Forenses (Incifo), sin que haya sido reclamado.

De acuerdo con la necropsia practicada, el menor recibió un golpe contundente, aunque no fueron detectados indicios de algún tipo de abuso sexual.

Con este niño, suman tres los casos que ha albergado el Tribunal Superior de Justicia capitalino en el Incifo: el 23 de marzo de 2015, Ángela, una niña de 18 meses fue encontrada en una maleta en calles de la colonia Juárez.

El cuerpo de la menor estuvo más de un año en el Incifo, donde fue embalsamado con la esperanza de que algún familiar pudiera identificarlo, sin embargo nadie lo reclamó.

El 8 de octubre pasado fue encontrado un bebé estrangulado dentro de una bolsa de plástico en el bosque de Chapultepec. La necropsia concluyó que tenía 16 horas de vida cuando fue asesinado.

Sobre el caso del menor de más de tres años, dado a conocer ayer por el Tribunal Superior capitalino, el órgano judicial señala que “esta situación es poco común”, por lo que difundieron datos físicos y el retrato forense.

Entre sus características se detalla que tiene piel morena clara, ojos castaños, cabello oscuro abundante, semiondulado y corto. De complexión media, de un metro con nueve centímetros de estatura, con los dientes superiores frontales separados probablemente por el hábito de chuparse el dedo o usar biberón.


TWITTER

FACEBOOK